lunes, 7 de febrero de 2011

Para tí

Vamos a jugar a un juego.
Vamos a intentar no hacer las cosas que siempre hacemos. ¿Lo intentamos?
Dejemos de cantar canciones que nos salgan, cualquiera que nos divierta, cualquiera que nos provoque un sentimiento positivo.
Dejemos de bailar, dejemos de movernos a ritmos que nosotros mismos marcamos, paremos de contonearnos de forma a veces ridícula, sin importar lo que el resto pueda pensar.
Dejemos de reirnos de nuestras cosas, reirnos de las cosas tan absurdas que nos ocurren.
Dejemos de ser creativos, y vamos a dejar de ser imaginativos con nuestra vida y nuestra rutina.
Vamos a intentar ser serios, "madurar" y ser racionales.
No sigamos manteniendo esta locura tan sana.
Juguemos a no ser felices, a no ser lo que siempre seremos en nuestra alma ¡jovenes!

3 comentarios:

Óscar dijo...

Y tendremos 50 años y seguiremos cantando canciones chorras y riéndonos tanto como ahora.
¡¡La juventud no es una etapa, es un modo de vida!!
Tus ojos bandidos, nanaino, nanaino.
Y ahora te comento PUM!

*¡Laura!* dijo...

Amigo, ojalá así sea, llegaremos a los 50, 60 o 70 y reiremos, tal vez incluso mas por vernos sin dentadura!jajajajajaja
Porque, ¿a quien no le gusta eso? dicese que nos lo merecemos todo ! Xd

Gabriel dijo...

Vaya pedazo de entrada de blog. Enhorabuena, me has dejado pasmado.